miércoles, 23 de abril de 2014

Tales de Mileto y los Medianos Ayer y Hoy

"Ver la paja en el ojo ajeno y no ver la viga en el propio". Lucas 6:39-42

Tales ( Thales the Milesian ) con sus supuestos, dice que todo tiene una explicacion cientifica (aunque ese termino aun no existia) y crea las bases de lo que el futuro sera llamado "Ciencia".

Hizo muchisimos aportes a la ciencia. Es imposible ennumerarlos aqui, pero entre otras cosas estudio astronomia con los babilonios, y predijo un eclipse que ocurrio en el año 585 a.c.
Esto le dio fama y pronto empezaron a conocerse sus estudios y conclusiones en otros campos.
Junto con su fama y como le ocurre a todos los famosos, empezo a ser objeto de burlas y de la envidia.
En algun momento surgio alguien, siempre lo hay, que le dijo : “Si eres tan sabio, ¿por qué no eres rico?”

Aristóteles lo reseña en su obra.


Aristóteles, por su parte, cuenta en su Política (I, Capítulo XI, 1259a) cómo una vez que, habiéndosele reprochado su pobreza y su falta de preocupación por los asuntos materiales a Tales de Mileto, y luego de haber previsto, gracias a sus conocimientos astronómicos, que habría una próspera cosecha de aceitunas la siguiente temporada, compró durante el invierno todas las prensas de aceite de Mileto y Quíos y las sub-arrendó al llegar la época de la recolección, acumulando una gran fortuna y mostrando así que los filósofos pueden ser ricos si lo desean, pero que su ambición es bien distinta.

Los Medianos Ayer y Hoy.


A pesar de sus talento e inteligencia, a pesar de haber previsto eclipses o haber calculado la distancia entre un barco y la costa mediante el uso de las matemáticas, Tales de Mileto debía soportar las habladurías de la gente debido a su pobreza.

¿Si eres tan habilidoso por qué en lugar de resolver los problema del mundo no empiezas por los tuyos propios?
¿Si eres tan sabio por qué no te enriqueces, por qué no prosperas en lugar de ser un fracasado? 

Harto de las murmuraciones Tales decidió hacer algo al respecto:
1.- Debido a sus grandes conocimientos en astronomía (y su probable interés en la botánica), previó durante el invierno que la cosecha de aceitunas iba a ser excelente, teniendo eso en cuenta, asumió que disponía de una información de gran calidad para ejecutar un movimiento de inversión.

2.- Reunió el dinero que fue capaz y lo entregó como depósito para arrendar la totalidad de prensas de aceite ubicadas en Mileto y Quíos, la intención era clara: si la cosecha de aceitunas se demostraba copiosa habría una gran demanda y él se encontraría en una posición de monopolio en el sector del prensado.

3.- Firmar el contrato meses antes de la recolecta le ofrecía más ventajas añadidas: al no haber otros licitadores podía obtener el arriendo a un coste más bajo del que sería normal.

4.- Aún así Tales no disponía del dinero suficiente como para alquilar esas prensas, lo que estaba haciendo era utilizar un derivado financiero. Aristóteles, que cuenta la historia del filósofo en el capítulo IV del primer libro de su "Política", no entra en detalles concretos sobre la forma específica del acuerdo. Pero necesariamente debía de tratarse de:


a) OPCIONES: En caso de que Tales hubiera pagado por disponer del derecho a arrendar las prensas si lo estimase oportuno, lo que implicaría que tuviese la posibilidad de no hacerlo si la cosecha de aceitunas fuera mala, perdiendo en esa situación solo el depósito adelantado, es decir, todo el dinero que tenía.

b) FUTUROS: Si Tales se hubiera comprometido además a hacer efectivo el alquiler, careciendo del derecho a volverse atrás.

5.- Decantarse por un contrato del tipo a) o b) dependería de diversos factores:
La OPCIÓN le daría la seguridad de tener las pérdidas controladas en caso de un error de cálculo sobre la cosecha, pero los dueños de las prensas le pedirían un precio por el arriendo y un depósito mayores dado que si Tales se retiraba a última hora ellos deberían buscar un nuevo cliente.
6.- En la práctica el filósofo, con independencia de haber elegido una posibilidad u otra, se estaba apalancando para poder efectuar un negocio que de otra manera no habría podido ejecutar por falta de recursos.Aún así se enfrentaba a perder todo lo que tenía, o todo lo que tenía y mucho más, especialmente en un contexto histórico en el que el impago podía llevar a consecuencias terribles. Tal como señala George Crawford, se trata del primer ejemplo histórico, del uso de derivados financieros del que se tiene información específica.  

7.- Pero al llegar la cosecha su previsión fue acertada y la producción de aceitunas muy alta.
Tales de Mileto, había, además, "arrinconado" a la demanda al monopolizar la oferta de prensado y podía establecer el precio que quisiera siempre que el límite fuera  inferior al transporte de esas mismas aceitunas a otras ciudades.

El filósofo habituado a la pobreza,  el mismo que había calculado la altura de las pirámides, se había convertido en millonario.  

Casi como en una venganza.
Es increíble que aun el día de hoy, 2500 años después la tierra este poblada de los mismos que solo pueden ver la paja en el ojo ajeno, solo se dedican al cotilleo y la envidia. Digno de un buen psiquiatra.
Esto es solo un trozo de la vida de este genio Tales de Mileto, ¡Ah! y de sus vulgata medianos inquisidores no se recuerda ni su nombre, el premio de Satán dá sus seguidores, traición se paga con traición, envidia con olvido.
Pero te demuestra que si quieres llegar a la riqueza lo puedes lograr desde la materia que mas te guste y te divierta.
Si en algo eres bueno, empieza a pensar en la forma en que eso te puede ayudar a hacerte rico. Sigue el ejemplo de Tales.
Lee los clásicos para evitar la diatriba. A Estos Medianos de Ayer y Hoy les queda de perla este pensamiento:
"Así que bién extraña es esta riqueza, en cuya abundancia se prece de hambre, como cuentan en el mito de aquel Midas que al cumplirse su deseo convertía en oro todo lo que tocaba." Aristóteles


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada