miércoles, 6 de enero de 2016

Cómo hacer Vegetales Encurtidos

Los Encurtidos o Conservas son delicias vegetales simples de hacer, y muy fáciles de degustar. Aquí te ofrecemos el procedimiento para hacerlas y algunos secretos para que salgan más sabrosas. Los encurtidos son alimentos (normalmente vegetales) que se conservan en un medio ácido, con frecuencia vinagre con sal,  yasi  mantenerlos mucho más tiempo. Son fáciles de hacer pero lleva un poco de preparación previa. Aprende ahora cómo hacer vegetales encurtidos. Los vegetales fundamentales y más frecuentemente usados en conservas son: guindilla, pepinillo, cebollita, judías verdes, remolacha, repollo, berenjenas, zanahoria, rabanitos, tomate verde, pimiento, alcaparra, oliva, apio, gran variedad de frutas y coliflor.

Ventajas de los encurtidos

Una de las mayores ventajas de las conservas es que es casi imposible la intoxicación por su ingesta, lo que garantiza una durabilidad grande y un riesgo mínimo.
Además de los añadidos durante su maceración, una vez finalizado el proceso y siendo servidos en la mesa, pueden acondicionarse con otros añadidos como mostaza, eneldo, canela, etc.
Aunque cada encurtido ha de guiarse por una receta específica, en esta nota vamos a intentar subrayar algunos de los aspectos principales que engloban a este tipo de alimento y su preparación.
En esta receta les diré cómo hacer vegetales encurtidos, sin importar cuál vayan a usar. Es rápido y hará que duren más y también creará un sabor genial.

Cómo hacer la salmuera de las conservas

En primer lugar prepararemos la salmuera. Las proporciones aproximadas a utilizar serán 50 gramos de sal por cada 500 gramos de hortalizas, y 575 centímetros cúbicos de agua. Las verduras se introducirán durante un período no inferior a doce horas y no superior a veinticuatro. Una vez transcurrido este tiempo, se sacarán y dejarán secar.
Seguidamente, se procederá a salar por capas añadiendo una cucharada de sal por cada 500 gramos de hortaliza (seca). Se dejan macerar durante un período de entre doce y cuarenta y ocho horas y, transcurrido este, se lavan con abundante agua y se vuelven a dejar secar.
Luego, introducimos agua en una cacerola, añadiendo 20 gramos de sal por cada litro de agua, ponemos a hervir e introducimos las hortalizas por un máximo de dos minutos. No excedamos de este tiempo, ya que corremos el riesgo de que se queden demasiado blandas.
Una vez finalizado, introducimos las verduras en recipientes de vidrio llenos de vinagre y tapamos. Antes de esto, deberemos tener en cuenta que tanto el recipiente como la tapa deberán estar esterilizados, para evitar que determinadas bacterias no previstas estropeen el trabajo final.
Hay que tener en cuenta que el propio vinagre esterilizará el compuesto, aunque esto no evitará que, en caso de no encontrarse los recipientes en el estado adecuado, finalmente se estropee.


Vegetales Encurtidos. Ingredientes:

    200 gramos de vegetales. Pueden ser chiles, pimientos, pepinos, cebollas, berenjenas, lo que quieras

    1 taza de vinagre blanco

    1 taza de agua hirviendo

    1/2 cucharadita de sal

    3 cucharadas de azúcar

Preparación:

Cualquiera que sea el vegetal que vayas a usar para hacer vegetales encurtidos, debe ser cortado en rebanadas, cubos o trozos como prefieras y dependiendo de cuál sea, debes hacer algo un poco diferente para la cocción.



Básicamente con cualquier debes poner encima, después de picados, el agua hirviendo y dejar reposar un minuto. Debes cocinarlos ligeramente pero no por completo, porque deben mantenerse crocantes incluso luego de estar encurtidos.



Debes tener un envase previamente esterilizado en agua hirviendo. Luego, dentro de este envase (que ya debe estar seco y a temperatura ambiente), pon los vegetales, el vinagre, sal y azúcar.

Cierra y mezcla dentro del envase. El calor lo cerrará al vacío. Refrigera al menos una semana y luego podrás empezar a comerlos.







 


Ingredientes para preparar verduras y vegetales encurtidos


En primer lugar tenemos que preparar los ingredientes, los cuales encontraremos en esta lista:

    Verduras y vegetales: evidentemente, lo primero que vamos a necesitar son las verduras y los vegetales. En este sentido prácticamente vamos a poder encurtir cualquiera que nos guste, por lo que podéis elegir entre pepinos, berenjenas, pimientos, cebollas, pimientos picantes, etc. Eso sí, calcularemos unos 200 grs para que con el resto de ingredientes de la receta salga a la perfección.




    Vinagre blanco: con una taza será suficiente.


    Agua.


    Sal: media cucharada.


    Azúcar: tres cucharadas.

Proceso de elaboración de verduras y vegetales encurtidos


Si ya tenéis todos los ingredientes, el siguiente paso será comenzar con el proceso de elaboración.

Lo primero que tenemos que hacer es cortar los vegetales. Podemos realizar trozos, pequeños cubos o incluso rebanadas, en este sentido dependerá de nuestro gusto y por supuesto también de la forma de los vegetales que queremos encurtir.

Una vez hecho los colocaremos en un recipiente al que añadiremos agua y lavaremos para retirar todos los restos que hayan podido quedar.

Mientras están enjuagándose, cogeremos otro recipiente con agua y lo pondremos a hervir. Una vez comience la ebullición introduciremos en el interior los vegetales previamente cortados y lavados y dejamos cocinar durante alrededor de un minuto. Es importante que no nos excedamos en el tiempo o de lo contrario el encurtido quedará blando y no tan agradable al paladar.

Una vez que haya transcurrido el minuto, los sacamos y metemos en un recipiente con agua muy fría para evitar que sigan cociéndose.

Seguidamente preparamos los envases, y para ello siempre recomendamos que utilicéis de vidrio con una tapa al ser posible también de vidrio. En caso de que sea metálica deberá contar con un buen aislante en la parte inferior.

Por supuesto tanto las tapas como los botes los deberemos hervir previamente y posteriormente dejar secar a temperatura ambiente, de forma que garantizaremos una mejor higiene.

Cómo preparar encurtidos caseros. Verduras y vegetales encurtidos


Ponemos de nuevo a hervir el agua que habíamos utilizado para blanquear los vegetales, e introducimos en el interior del envase los vegetales con el agua, el vinagre blanco, la sal y el azúcar, cerramos con la tapa y agitamos para que se mezcle todo bien.

Gracias a que el agua todavía está caliente conseguiremos que se realice el vacío, con lo que lograremos que se mantenga en perfectas condiciones durante mucho más tiempo.

Ahora introducimos los botes en el frigorífico y los dejamos durante una semana para que repose, y a partir de entonces ya podremos consumirlos y disfrutar de nuestras verduras y vegetales encurtidos.

Si os ha gustado esta receta os aconsejamos que echéis un vistazo al listado de productos encurtidos, conservas y almíbar donde os explicamos paso a paso cómo preparar los más habituales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada