lunes, 18 de enero de 2016

10 tips acerca de la caída del cabello

Diez cosas sobre la caída de cabello que (quizás) desconocías

¿Cuándo se cae más el pelo?, ¿Qué tipos de alopecia existen? ¿Cómo influye tener caspa?, ¿Cómo evitar caída del cabello?Resolvemos tus dudas con la 1ª Campaña Nacional de Cuidado Capilar de Dercos.


Si cada mañana cuando ves cabellos en la almohada, en la ducha o en el peine sientes que deberías comenzar a hacer algo al respecto, es un buen primer paso. No lo dejes para mañana. Pero empecemos por el principio: probablemente no sepas cómo funciona el ciclo de la caída del cabello, ni tampoco sus causas, sus posibles soluciones o la influencia de otros problemas capilares. Por eso, de la mano de la primera Campaña Nacional de Cuidado Capilar Dercos de Vichy, con la que además puedes recibir consejos y diagnósticos online totalmente personalizados de profesionales, desglosamos en diez puntos el porqué de la caída capilar masculina:
Nuestro cabello no crece de manera continua durante toda nuestra vida, sino que lo hace por ciclos

1- Nuestro cabello nace, crece y se cae por ciclos
El proceso de caída del pelo es, en realidad, algo natural hasta cierto punto. Nuestro cabello no crece de manera continua a lo largo de nuestra vida, sino que lo hace por ciclos: tiene una etapa de crecimiento, una de reposo en la que no crece y una de regresión, en la que el pelo muere y se cae, permitiendo iniciar una nueva fase de crecimiento. Lo malo es que este nuevo ciclo en ocasiones no se inicia de forma inmediata, por lo que para ganar pelo es conveniente buscar tratamientos adecuados para regenerar tu densidad capilar. Dercos Neogenic de Vichy, por ejemplo, está formulado con Stemoxydine al 5%, una molécula que ha demostrado clínicamente su eficacia en la recuperación de la masa capilar cuando el tratamiento se aplica de manera constante. Permite aumentar la densidad capilar en +1.700 cabellos en sólo 90 días. El tratamiento se completa con el champú redensificante Dercos Neogenic que aporta volumen inmediato y duradero.

2- Empieza a preocuparte si pierdes más de 150 cabellos al día
Lo normal es perder entre 50 y 150 cabellos al día de forma natural. ¿Y si se nos caen más? Puede derivar en problemas de calvicie si se mantiene de forma continuada. Así que en un caso de caída persistente de cabello, debemos ponerle remedio con tratamientos anticaída con urgencia. Lo puedes hacer con las ampollas Dercos Aminexil Pro y con el Champú Dercos estimulante, que frenan la caída hasta en un 72% gracias a componentes como el Aminexil, molécula anti-caída de referencia en farmacia, que combate la rigidificación del folículo y facilita el anclaje más sólido al cuero cabelludo. Asociado al SP94, ha sido desarrollado específicamente para actuar sobre la calidad del cabello.

3- Es importante observarse diariamente
Como contar el número de cabellos que se nos caen al día sería agotador, hay métodos más sencillos para saber en qué momento tenemos que actuar. Por ejemplo, podemos pasarnos la mano por el pelo y si se nos caen más de diez cabellos con la raíz (verás el bulbo del pelo fácilmente) tenemos que hacer algo.
4- El secreto: actuar cuanto antes
A pesar de toda la ciencia que se ha desarrollado al respecto, la caída del pelo no es una ciencia exacta y es imprevisible si no hacemos nada. Puede comenzar en la pubertad y producirse de una manera extrema y en un intervalo de tiempo muy corto o, por el contrario, ser progresiva a lo largo de los años. La rapidez es, por lo tanto, muy importante a la hora de abordarlo. Un diagnóstico y un tratamiento adecuado serán claves para ralentizar la caída. A partir del 1 de septiembre, puedes consultar a su dermatóloga online, la Dra. Cristina Serrano, para solucionar cualquier duda sobre tu salud capilar.
La causa de alopecia en el 95% de los hombres es androgenética, por lo que se debe a una mezcla de factores hereditarios y hormonales.

5 –La genética y las hormonas están detrás de la mayoría de casos de alopecia
Se trata de la llamada alopecia androgenética, que se debe a una mezcla de factores hereditarios (efectivamente, si tu padre es calvo tienes más papeletas para serlo) y de temas hormonales. Si no utilizamos algún tratamiento anticaída o redensificante, el cabello va cayéndose a pasos agigantados y adelgazando, volviéndose más corto, transformándose en vello. En nuestro caso, las zonas más afectadas suelen ser las sienes y la zona de la coronilla. Otras causas externas pueden contribuir a la caída, como la apolecia areata (que puede ser motivada por estrés, ansiedad o por factores genéticos), pero hay que solucionarlas por separado. Por cierto, usar productos como gominas y ceras no hacen que se caiga el pelo. Derribemos ese mito.


6- La alimentación sí está relacionada con la caída del cabello
Cabello sano in corpore sano. Al igual que con el gimnasio, la alimentación es extremadamente importante para nuestro pelo. Tener por ejemplo déficits de vitaminas tipo B, niveles bajos de hierro, algún tipo de anemia o o una mala absorción intestinal pueden contribuir a que se caiga el pelo.


7- Después del verano, nuestro cabello está más frágil
En verano es muy común que, debido al sol excesivo o al agua de la piscina y de la playa, el pelo quede más seco y, lo que es peor, se vuelva quebradizo y se rompa. Si ya estamos afectados por algún tipo de caída de cabello androgenética, el cóctel puede ser fatal. Para evitar la pérdida de densidad, lo aconsejable es utilizar un tratamiento reparador, como por ejemplo el Champú Dercos Nutrirreparador complementado con la mascarilla nutrireparadora. Un tándem perfecto para proteger el pelo de los excesos.


8- El exceso de grasa en el cabello puede ser nuestro enemigo
Si en menos de 24 horas tu cabello ya tiene un aspecto graso, debes arreglarlo para que no produzca una reacción en cadena. ¿Lo aconsejable? Que lo mantengas a raya con tratamientos como el champú Dercos Sebocorrector, que purifica el cuero cabelludo y ataca el problema con su compejo anti-sebo. Otro mito: si tienes el cabello graso, no tienes que lavártelo todos los días, pero sí utilizar los productos adecuados.


9- La caspa o descamación del cuero cabelludo no es una problema que se solucione solo
La caspa no es solo un problema estético, ya que, sea cual sea la causa de su aparición, lo cierto es que siempre va acompañada de una alteración del cuero cabelludo. Y, si esta es importante, puede afectar al ciclo natural del pelo y puede caerse. ¿Lo bueno de todo esto? Que le puedes poner remedio con el Champú Dercos anticaspa, con Selenium DS, un potente activo reconocido clínicamente por los dermatólogos debido a su eficacia, que combate los distintos tipos de caspa eliminando, incluso, la caspa más persistente. Así todo volverá a la normalidad.

10- El otoño es la época de mayor caída del cabello

Dentro del ciclo de caída del cabello, el otoño, al regreso de las vacaciones, es la época más temida. ¿Lo mejor? Un tratamiento anticaída o redensificante y no agobiarse demasiado con la vuelta al trabajo, porque el estrés puede contribuir a que el pelo se caiga más. Relajarte, sin olvidar que hay productos que te ayudarán a frenar la caída del pelo, es tu mejor opción.



+4 remedios naturales para la caída del cabello


Además de fortalecer el cabello, la remolacha nos puede servir para teñirlo de forma natural y para cubrir las canas


El cabello forma parte del atractivo físico tanto en hombres como en mujeres. La mayoría están en la búsqueda constante de lucir un cabello abundante y brillante, ya que este mejora la apariencia y da una mejor imagen estética. Sin embargo, un gran porcentaje de personas tienen que luchar contra la caída del cabello, que es uno de los problemas capilares más comunes y difíciles de tratar.

Se estima que en el cuero cabelludo hay 100.000 hebras de cabello y es normal que al día se caigan de 50 a 100. No obstante, cuando la caída supera este límite, es el momento de empezar a tratarlo, ya que puede avanzar a un problema mayor y llegar a la calvicie.

¿Por qué se cae el cabello?


Actualmente muchas personas tienen que lidiar con este problema capilar, ya que son muchos los factores que pueden desencadenarlo. Entre sus principales causas encontramos:

    Los efectos ambientales

    El envejecimiento

    El estrés

    Consumo excesivo de tabaco

    Deficiencias nutricionales

    El desequilibrio hormonal

    Factores genéticos

    Infecciones del cuero cabelludo

    El uso de productos químicos para el cabello

    Ciertos medicamentos

    Enfermedades autoinmunes, síndrome de ovario poliquístico, anemia por deficiencia de hierro o enfermedades crónicas.

Cómo Evitar la Caída del cabello


Hoy en día existen muchos productos que pueden ayudar a hacerle frente a esta afección para evitar que empeore y recuperar la belleza del pelo. Sin embargo, no es necesario invertir altas sumas de dinero en costosos tratamientos que pueden tardar mucho tiempo en dar resultado. En lugar de eso, podemos optar por utilizar ingredientes naturales que, por sus propiedades, también pueden ayudar a conseguir un cabello abundante y sedoso.
Masaje con aceite esencial

Los masajes con un aceite esencial para el cabello son muy adecuados para combatir este problema, ya que incrementan el flujo sanguíneo a los folículos pilosos y fortalecen las raíces. Entre los aceites que se pueden utilizar con este fin encontramos el aceite de coco, de almendras, de oliva, de ricino y de romero.

¿Qué debes hacer?

    Una buena opción es preparar una mezcla de alguno de los aceites esenciales con aceite de romero. Este último acelera los resultados y le aporta importantes beneficios al pelo.
    Aplicar un poco de aceite por todo el cuero cabelludo y masajear, aplicando una ligera presión con los dedos.
    Se debe realizar este tratamiento una o dos veces por semana.

La alholva o fenogreco. La-alholva

Este ingrediente natural se ha popularizado por su efectividad para combatir la pérdida del cabello. Estas semillas contienen estrógenos y otras sustancias similares a las hormonas sexuales femeninas que mejoran el crecimiento del cabello y ayudan a reconstruir los folículos pilosos. Además, aporta proteína y ácido nicotínico que también estimulan el crecimiento natural del cabello.

¿Qué debes hacer?

    Pone a remojar semillas de alholva en una taza de agua durante toda la noche.
    A la mañana siguiente, machácalas hasta formar una pasta.
    Aplica la pasta por todo el cabello y cuero cabelludo, cubre con un gorro y déjalo actuar durante 40 minutos.
    Realiza este remedio a diario durante un mes.

Jugo de cebolla

Por su alto contenido de azufre, el jugo de cebolla ayuda a mejorar la circulación de la sangre a los folículos pilosos, regenerándolos y reduciendo la inflamación. Además, tiene propiedades antibacterianas que combate las infecciones del cuero cabelludo que pueden causar la pérdida el cabello.

¿Qué debes hacer?

    Extrae el jugo de cebolla con una rejilla, cuélalo y luego aplícalo directamente sobre el cuero cabelludo. Deja actuar durante 30 minutos y luego enjuaga muy bien para eliminar el olor.
    Otra opción consiste en mezclar tres cucharadas de jugo de cebolla y dos cucharadas de gel de aloe vera. Aplica esta mezcla por todo el cuero cabelludo, déjala actuar 30 minutos y enjuaga.

Remolacha



Además de ser muy saludable para el organismo, el jugo de remolacha es un buen aliado de la salud capilar, capaz de frenar la caída y promover el crecimiento saludable. Contiene hidratos de carbono, proteínas, potasio, fósforo, calcio y vitaminas B y C, que son esenciales para un cabello saludable y fuerte.


¿Qué debes hacer?

    Incluye jugo de remolacha en tu dieta. También se pueden consumir otros jugos como el de espinaca, lechuga, alfalfa, zanahoria o arándanos, entre otros.
    Para su uso capilar, pon a hervir algunas hojas de remolacha, tritúralas y luego mézclalas con un poco de henna. Cuando se forme una pasta, aplícala por todo el cuero cabelludo, deja que actúe durante 20 minutos y enjuaga con abundante agua. Es importante tener en cuenta que este tratamiento puede cambiar el tono del cabello, aunque es ideal para cubrir las canas naturalmente.





 







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada