jueves, 30 de junio de 2016

Como hacer Arepas rellenas con carne mechada y con pollo.


¿Cómo hacer arepas venezolanas? Fácil y rápido


   
Arepas Asadas Venezolanas. Bienvenido al Curso Cocina 101: ¿Cómo hacer arepas a la manera de Venezuela? Fácil y rápido. Las arepas se preparan y se consumen en suramérica desde tiempos precolombinos en los territorios de Panamá, Colombia y Venezuela. Su nombre se debe al budare o “aripo” donde se la masa, hoy elaborada con harina de maíz precocido y antes con maíz pilado.

Según los historiadores y gastrónomos, el maíz era el elemento más importante en la dieta de los indígenas. En estas regiones, el cultivo del maíz era diverso, llegando a producirse hasta 9 tipos diferentes de maíz en el territorio venezolano.

La preparación de la arepa era un proceso largo y agotador antes de al introducción al mercado de la harina precocida hace apenas 50 años.

Esta preparación era reservada para las mujeres, quienes remojaban los granos de maíz, quitaban los cascos o cáscaras y luego molían el cereal hasta lograr una especie de harina. La harina artesanal obtenida se mezclaba con agua para hacer una masa, que se distribuían en porciones redondas de igual tamaño, las cuales se redondeaban y aplanaban para cocinarlas sobre budares.

Actualmente existen hasta electrodomésticos (tipos planchas con moldes) destinados a la preparación de arepas, donde se coloca la masa y se espera el tiempo aproximado de cocción. Con la harina precocida el tiempo de preparación de las arepas no exceden los 10 minutos, ya que solo se agrega agua y sal a la harina en las proporciones sugeridas, se amasa y se cuece.


¿Cómo hacer arepas venezolanas? Receta.


Las arepas venezolanas son una receta emblemática de ese país. Es su pan por excelencia (además del casabe) y sobrevivió a la imponente conquista española.



Además de las arepas asadas, también se preparar horneadas o fritas, en budare o en sarten.

Tipos de arepas venezolanas: ¿Cómo hacer arepas venezolanas?

Aunque la arepa es genérica en su preparación de la masa, hay muchas variaciones y versiones de la misma receta en función de nuevos y distintos ingredientes o de tradiciones gastronómicas locales.

Arepas de harina de maíz precocido: es la típica arepa industrial, elaborada a partir de la harina que se encuentra en los supermercados.

Arepas de maíz pilado: se elabora con un maíz procesado en pilones, donde se retira la cáscara y luego se pila (tritura). Hay de maíz blanco y de maíz amarillo.

Arepas de maíz pelado: o apera pelada… es muy popular en la Isla de Margarita y se prepara con el maíz sin retirar la celulosa de sus concha, conserva los nutrientes de la cáscara y el lumen.

Arepa andina: es mucho más finita que sus homólogas y se le incorpora harina de trigo a la masa.

Arepas saborizadas: Hay muchos matices para las arepas con saber, desde las dulzonas con anís y papelon, pasando por las que llevan chicharrón, ajídulce, afrecho, coco y terminando por arepas novedosas como las de plátano, de yuca, de auyama (calabaza, zapallo), remolacha, zanahoria, apio, etc.


 Arepas rellenas

La arepa en Venezuela puede comerse solita, sin acompañantes. A esta arepa los criollos la bautizaron como “viuda”. Es ideal para servir junto a las sopas o como contornos en parrillas y sancochos. Pero la arepa por excelencia es la rellena ¿de qué? Son infinitas las posibilidades.

Existen rellenos tradicionales como guisos de carne, pollo, y quesos variados (guayanés, de telita, rallado, amarillo) y también son famosas las combinaciones de rellenos como:

    Catira: se refiere a una arepa con queso amarillo y pollo mechado.
    Dominó: rellena de caraotas negras refritas y queso blanco rallado.
    Pabellón: esta arepa lleva caraotas negras, carne mechada y tajadas (plátano maduro frito).
    Pelúa: es como se conoce a la arepa rellena de carne mechada y queso amarillo.
    Perico: va rellena con revoltillo de huevos con tomate y cebolla.
    Rompecolchón: es una arepa con mariscos a la vinagreta, como un salpicón.
    Sifrina: esta es una reina pepiada (pollo mechado con cebolla, puré de aguacate y guisantes) y queso amarillo.
    Rumbera: es una arepa rellena de pernil (de cerdo) con queso amarillo.


Receta de arepas venezolanas

Tiempo de preparación: 15 minutos
Tiempo de cocción: 1 hora
Rendimiento: 8 arepas
Etiquetas: libre de gluten
Ingredientes

    240 gr de harina de maíz precocida
    1 cucharadita de sal (o al gusto)
    Agua suficiente

Preparación

Vierta aproximadamente  taza y media de agua en un bol, agregue la sal, e incorpore progresivamente la harina diluyéndola en el agua, evitando que se formen grumos.  Amase con las manos agregando poco a poco harina y agua hasta obtener una masa suave que no se pegue a las manos. Añada más agua o harina hasta obtener la consistencia. Deje reposar unos minutos y luego forme bolas medianas. Aplánalas formando  ruedas gruesas y simétricas.

Caliente una plancha y engrásela con un poquito de aceite, coloca las arepas y cocina por ambos lados, (hasta que se despegan solas de la plancha), luego (opcionalmente)  lleva al horno previamente caliente a 170°C  y déjelas hasta que al golpearlas suavemente suenen a “hueco”. Sirve con los rellenos de tu preferencia o sola para acompañar comidas sustanciosas.

Si te gustan las arepas venezolanas y te atreves a preparar algunas rellenas cuéntanos cuál es tu favorita y ¡comparte esta receta!.








La arepa es uno de los alimentos más característicos de Venezuela. Desde que nacemos aprendemos a hacerlas; sí, así mismo, ya que desde pequeñitos antes de aprender a hablar nuestras madres y abuelas nos cantaban una canción con la cual teníamos que mover nuestras manos de la forma en cómo se arman las arepas, si no me crees mira este video.

Así de nuestras son las arepas, aunque eso no quiere decir que en otros países no se consuman, por ejemplo, en Colombia también las preparan y las llaman igual, aunque las preparen de modo distinto a nosotros.

Las arepas fueron lo primero que aprendí a hacer en la cocina; lo único que mi mamá me dejaba hacer, y es que, si puedes jugar y moldear plastilina, puedes hacer arepas. Es muy fácil, y además son muy ricas y muy versátiles. Se comen a cualquier hora; en el desayuno y en la cena, pueden ser el plato principal, y en el almuerzo se usan como acompañante.

Lo mejor que tienen las arepas es que le va bien cualquier relleno, puedes usar carnes, huevos, quesos, vegetales, legumbres, pescados o mariscos, o todo combinado, y es por eso que es tan popular. Es el desayuno preferido de los venezolanos, no importa su estrato social, porque la arepa no sabe de clases.

En casa la preparo casi a diario y me gusta variar principalmente los ingredientes que coloco en la masa para enriquecerla más. Sin embargo, la receta que te traigo hoy es la clásica receta de arepa venezolana, aunque a la manera que yo la preparo, ya que como sucede con alimentos tan autóctonos su preparación puede variar de un hogar a otro, pero se mantiene la esencia, que es lo importante.

El ingrediente principal que se usa, es la harina de maíz precocida, que se consigue mayormente bajo la marca P.A.N, aunque existen otras marcas. Esta harina puede ser blanca o amarilla, y variará de acuerdo a la marca, resultando algunas más finas y otras más gruesas.

Dependiendo del tipo de harina necesitaremos más o menos agua para obtener el mismo resultado, por lo que deberemos ir probando.


La cantidad de agua indicada en la receta es la que yo uso para la harina P.A.N, y generalmente la proporción es 1:1¼, pero prefiero agregar una taza primero, y si lo considero necesario, agregar más agua poco a poco hasta que obtenga la consistencia deseada.

La consistencia de la masa debe ser suave y firme al mismo tiempo, debe ser fácil de moldear sin que se agriete la masa o se deforme; si sucede lo primero es que le falta agua a la masa, y si sucede lo segundo es que necesitas agregarle un poco más de harina.

Otro aspecto importante al preparar la masa, y que me enseñó mi amado esposo, es el reposo; esto, debido a que la harina precocida al entrar en contacto con el agua forma una mezcla que en un principio puede parecer muy líquida y podrías pensar que le falta agregar más harina, pero al dejarla reposar se termina de absorber todo el líquido, y es después de este reposo que podremos determinar si hemos agregado más o menos agua de la indicada y corregir de ser necesario.

La receta tradicional no lleva harina de trigo, pero a mí me gusta por dos razones, la primera es que la arepa queda más tierna, a pesar de que por fuera quede tostada y crujiente, y la segunda es que ayuda a que quede de un color más doradito por fuera, que la hace más apetecible, si se puede más.

Darles forma a las arepas y que queden lindas puede ser algo que te tome un tiempo de aprender, pero sólo es cuestión de práctica, porque no es nada complicado. Una vez que hacemos las bolas y las aplanamos a un centímetro de espesor aproximadamente las llevamos al budare o plancha. Puedes hacerlas más o menos gruesas, es solo cuestión de gustos, a mí me encantan planitas o tipo chancleta, como le decimos aquí.

Para asar las arepas, en Venezuela usamos un budare, que es una plancha de hierro, la cual colocamos al fuego y humedecemos con aceite para evitar que las arepas se peguen. El budare es grueso y pesado, al ser de hierro. Si en casa tienes un sartén de hierro te va a funcionar exactamente igual, pero si no lo tienes puedes usar un sartén cualquiera, recordando engrasarlo bien, ya que de lo contrario se pegarían las arepas.

Luego de colocar las arepas en el budare o sartén debemos esperar unos 5 a 10 minutos a que se cocine de cada lado, si no se despegan es que todavía le falta. En mi caso puede demorar mucho más ya que me gustan las arepas bien tostaditas y las cocino a fuego bajo. Adicionalmente, les doy vuelta varias veces antes de que estén a mi gusto.

Hay quienes aceleran este paso llevando las arepas al horno caliente por unos minutos más, obteniendo unas arepas tostaditas y ligeramente abombadas, a mí me quedan de esta forma sin necesidad del horno, pero tardo más en tenerlas listas, eso es todo.

Una vez listas, solo las abres por la mitad, sin abrir toda la circunferencia de la arepa y le puedes colocar lo que te provoque, mantequilla, queso, carnes, embutidos, vegetales, lo que se te ocurra. Y preferiblemente cómela antes de que se enfríe que es cuando sabe más rica, o si se enfría un poco puedes picarla completa hasta obtener dos tostadas y comerlas con una ensalada o muchos vegetales, ¡de esta forma a mí me encanta!

Y aclarado todo lo que creo que había que aclarar, ahora sí te dejo la receta. Si la preparas, cuéntamelo en los comentarios, cómo te quedó, qué le agregaste. ¡Quiero saberlo todo!




Arepa a la Venezolana. Asada




Ingredientes

175 gr de harina de maíz (1 taza)

230 gr de agua tibia (1 taza)

2 gr de sal (½ cucharadita)

10 gr de harina de trigo (1 cucharada) (opcional)

Preparación


En un recipiente hondo agregamos la harina de maíz precocida, la harina de trigo (opcional), la sal y una taza de agua, se integran bien los ingredientes con las manos y se deja reposar la mezcla por 5 minutos.

Luego del reposo comenzamos a amasar la mezcla que ya tiene más consistencia de masa y agregamos más agua de ser necesario.

Sabremos que la masa está lista si se siente suave y no se pega a las manos, y además puede moldearse fácilmente, llegado a este punto dejamos reposar mientras calentamos un budare o plancha.

Una vez caliente la plancha, la engrasamos con un poco de aceite.

Dividimos la masa en dos partes iguales y formamos bolas con ella, que luego las aplanaremos usando nuestras palmas de la mano (pasándola de una mano a otra) a un centímetro de espesor, y dándoles forma circular.

Las colocamos sobre la plancha caliente y cocinamos a fuego medio a bajo por 5 a 10 minutos por cada lado. Cuando estén crujientes y tostaditas por fuera estarán listas. Se consumen inmediatamente.

Rinde para 2 arepas. Cada media taza adicional equivale a una arepa más.



Arepas de queso.

Esta receta es ideal para un desayuno o una cena ligera. Muy colombiana, fácil de preparar y perfecta para acompañar con una bebida caliente.








Ingredientes


2 tazas de harina precocida de maíz (PAN , Areparina o Doña Arepa)
1/2 taza de agua caliente
1 y 1/2 tazas de agua fría
1 cucharada de mantequilla
1 cucharadita de sal
125 gramos de queso doble crema rallado

Pasos
1. Disuelva la mantequilla en el agua caliente. Aparte, mezcle la harina con la sal y haga un hueco en el centro.



2. Vierta allí el agua fría; luego, la caliente. Finalmente, agregue la mantequilla disuelta, revuelva con una cuchara de palo y deje reposar por 5 minutos.



3. Adicione el queso rallado y amase bien durante 5 minutos.



4. Divida la masa en 8 bolitas iguales y aplane formando arepas. Ase las arepas a fuego medio en una placa o sartén. El tiempo en el fogón puede variar según el grosor de las arepas.



5. unte mantequilla inmediatamente después de hacerlas. Disfrútelas.



Tips:



* Dependiendo del clima se puede llegar a necesitar un poco más de agua.

* Para formar las arepas puede ayudarse de dos plásticos, una tabla y un vaso. Ponga la bolita de masa en medio y aplane con la tabla. Luego, ponga el vaso boca abajo para darle la forma redondeada.




Cómo hacer arepas venezolanas


La arepa es, sin duda alguna, uno de los platos más típicos y populares de Venezuela, resultando ideal para un desayuno energético y delicioso o para una cena sencilla en familia. Su presentación clásica es elaborada a base de harina de maíz, para luego ser rellenada con una enorme cantidad de alternativas que la convierten en una opción apta para todos los gustos, bolsillos y exigencias. ¿Quieres disfrutar de unas ricas arepas venezolanas pero no sabes por dónde comenzar? En unComo te explicamos con detalle cómo hacerlas.


Ingredientes

    Dos tazas de harina de maíz para 4 personas a 2 o 3 arepas por persona
    Una cucharadita de sal
    Agua tibia
    Leche tibia (opcional)
    Una cucharadita de mantequilla (opcional)

Instrucciones

    La receta tradicional de arepas únicamente requiere de harina de maíz, agua y sal, por lo que además de resultar deliciosas no contienen gluten, por lo que son perfectas para celiacos. Sin embargo si deseas obtener una masa mucho más suave y sabrosa puedes añadir a la mezcla un poco de leche y una cucharadita de mantequilla. Tus arepas quedarán sencillamente deliciosas.

    La masa de arepa siempre debe quedar suave y fácil de moldear, si la misma queda dura el resultado final será también una arepa dura y difícil de disfrutar y digerir.

    Para conseguir que tus arepas queden suavecitas y ricas, comienza por mezclar una taza y media de agua tibia con media taza de leche completa, desnatada o deslactosada (como prefieras). Añade la cucharadita de sal y revuelve. Si lo deseas puedes prescindir de la leche y usar entonces únicamente dos tazas de agua.

    Añade la mantequilla si quieres darle más sabor a la masa. Luego ve añadiendo poco a poco la harina de maíz mientras vas mezclando con la mano. No lo hagas todo de golpe o corres el riesgo de que la masa te quede muy dura.

    Deja de echar la harina en el momento en el que la masa esté compacta pero aún suave y fácil de moldear. Si sientes que ha quedado demasiado dura basta con agregar un poco más de líquido.

    Enciende el horno a 250 º para precalentarlo y, en simultáneo, coloca una sartén antiadherente a fuego medio para que se vaya calentando, no hace falta añadir aceite.

    Llega el momento de hacer las arepas. Realiza bolas con la masa que luego deberás aplastar suavemente hasta formar una especie de pan redondo de aproximadamente un dedo de grosor. El tamaño de la arepa será básicamente el que desee el cocinero.

    Coloca las arepas en la sartén a fuego medio bajo con el fin de que se doren y se sellen externamente. Es importante que no las hagas a fuego muy alto pues se quemarán por fuera y quedarán crudas por dentro.

    Una vez doradas y selladas, introdúcelas en el horno por 5 minutos en cada lado. Aunque muchas personas omiten este paso y las hacen únicamente en la sartén, este toque final permite que las arepas queden crujientes por fuera y suaves y cocinadas por dentro.

    Cuando tus arepas estén duritas y doradas por fuera estarán listas para ser consumidas. Ahora solo falta abrirlas y rellenarlas con lo que quieras: jamón y queso, pollo, carne. Hay una larga lista de deliciosas posibilidades para hacer una comida exquisita y muy completa.

¡Y Buen provecho!





Arepas rellenas con carne mechada y con pollo



Hola a todos... Aquí os traigo una de las joyas de la corona del recetario de Venezuela, son las maravillosas arepas, preparadas con harina de maíz blanco, allí se comen como pan y se rellenan de infinidad de guisos, quesos, embutidos o simplemente solas, además por ser de maíz, son libres de gluten, por lo que es perfecta para personas celíacas. Es toda una maravilla culinaria!!

Arepas rellenas con carne mechada y con pollo. Ingredientes:



Ingredientes para la carne mechada:

1 kilo de carne para mechar, yo uso la aleta, pero también lo puedes hacer con morcillo, pez, redondo.

2 cebollas medianas.

2 dientes de ajo

1 ramita de cilantro.

1 pimiento rojo mediano, puedes usar 1/2 pimiento verde y 1/2 verde para darle color.

1 cucharadita de comino molido.

1 cucharadita de salsa de ají picante (a tu gusto)

3 cucharadas de aceite de maíz.

Sal al gusto.

Ingredientes para el guiso de pollo:

1 kilo de pechugas de pollo, puedes utilizar patas, muslos, contramuslos

1 cebolla grande.

1 pimiento rojo grande

1 cucharadita de curry

1 cucharadita de salsa de soja

Sal al gusto

Ingredientes para las arepas:

2 tazas de harina de maíz blanco precocida (comercialmente Harina P.A.N o Doñarepa)

3 tazas de agua templada.

2 cucharadas de aceite de maíz.

Sal al gusto.






Preparación:

Preparación de la carne mechada:

En una olla grande pones a hervir la carne con litro y medio de agua, sal a tu gusto y el cilantro, por al menos dos horas en olla convencional o 45 minutos en olla de presión, para que la carne ablande. Una vez lista, deja enfriar y ve deshaciendo la carne ya cocida en hebras pequeñas, reserva. Guarda este caldo para una rica sopa o para preparar un arroz.


Preparación del pollo:

Pon el pollo en una olla con agua y sal a cocinar por unos 25 minutos, retira del fuego, deja enfriar y desmenúzalo. Reserva.

Corta la cebolla y el pimiento en cuadritos y los pones a rehogar en una sartén con 3 cucharadas de aceite de maíz, agrega el pollo desmenuzado. pon el curry y la salsa de soja, deja rehogar unos 5 minutos mas. Reseva

Arepas rellenas con carne mechada y con pollo


Preparación de las arepas:

Un un bol echa dos tazas de agua, el aceite de maíz y la sal, luego ve agregando y mezclando poco a poco la harina de maíz para que no se hagan grumos, amasa bien hasta que quede una masa uniforme, sin grumos y que no se te pegue en las manos, si ves que queda muy seca agrega un poco mas de agua, esta masa va absorbiendo el agua así que debes amasar bien hasta que notes que ya está suave y manejable. Deja reposar la masa por unos 5 minutos y revisa que no se haya endurecido, si es así le agregas un poco mas de agua hasta que te quede suave pero manejable.

Arepas rellenas con carne mechada y con pollo



Ahora, con la masa de la harina de maíz ya amasada, haces unas bolas de unos 6 centímetros de diámetro, luego las vas aplanando haciendo círculos con la massa entre las manos, hasta que logres una especie de pan redondo y acahatado de unos 8 centímetros de diámetro y unos 2 centímetros de grosor.

Ve calentado una plancha o parrilla y cuando esté bien caliente pones las arepas a cocinar, unos 5 muntos por lado, que veas que van quedando tostadas pero suves, dale la vuelta varias veces mas por un par de minutos por lado que queden tostaditas por ambos lados, Reserva.

Ahora abre las arepas por la mitad, las rellenas con la carne o el pollo, si quieres les puede poner un poco de mantequilla o queso, verás que es una verdadera delicia!!! Uhmmmmmm



¿Cómo preparar unas ricas arepas?    Arepas (estilo margariteñas)



Ingredientes: (Para 6 arepas aproximadamente)

- 1 1/2 taza de Harina de maíz precocida
- 2 tazas de Agua
- 1 cdta. de Sal
- 2 cdas. Aceite

Se necesita una plancha que debe estar caliente y colocarle aceite con una brochita para engrasarla. Muy importante no utilizar mucho aceite porque sino se freirán. Calentar el horno a 200 C.

En un envase coloca 2 tazas de agua. Un pequeño truco es calentar un poco el agua para que la masa sea más suave.

Agrega al agua una cucharadita pequeña de sal, dos cucharadas de aceite y luego 1 taza y media de harina. Agrega la harina poco a poco y mezcla con las manos a medida que la agregas, amasa un rato y deja reposar por dos o tres minutos. Cuando dejas de amasar la consistencia debe ser un poco aguada.

Vuelve a amasar hasta que la masa tenga una consitencia mas firme pero que no se agriete. Parecida al playdoh o plástilina. Si la masa esta muy seca agrégale más agua y si está muy suave agrégale más harina.



Cuando la masa esté lista toma algo de masa como del tamaño de una pelota de tenis o del tamaño de la palma de tu mano (el tamaño de la arepa va a depender del tamaño de tu mano) esta masa alcazará aproximadamente para 6 arepas de 15 cm de diametro y 1 cm de espesor.(Las arepas margariteñas son muy delgadas)

Para ayudarte a que la arepa no tenga grietas utiliza un pequeño envase con agua para humedecerte las manos a medida que formas la arepa.

Toma una bola y con tus manos comienza a darle forma de rueda girando y aplastando la masa para conservar la forma circular. Luego colócalas sobre la plancha (precalentada a temperatura baja) por 4 minutos por cada cara, o por el tiempo que tarde en formarse una superficie dura o tostada.


Luego colócalas en el horno durante 10 minutos o hasta que suenen toc toc cuando las golpeas,es decir huecas.


Lo más importante para hacer las arepas es el amasado y la mejor forma de comerlas es cuando están recien salidas del horno.

También se pueden hacer fritas, pero se les debe abrir un hueco en el medio de la arepa y agregar un poco de azucar a la masa. Los rellenos pueden ser muchos y eso dependerá de tus gustos.

Espero les sirva esta receta, de este maravilloso alimento. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada