lunes, 21 de octubre de 2013

Cómo Escoger al Mejor Doctor Pediatra

¿Cómo Escoger al Mejor Doctor para tus Hijos?

pediatra
Escoge a un médico de confianza

Te acabas de cambiar de ciudad, o tal vez de país, y uno de tus pendientes es encontrar un buen pediatra para tus hijos.
¿Cuáles son los factores más importantes en la selección del médico más adecuado? ¿Qué estrategias puedes usar para tomar tu decisión?

¿Cómo consigo un buen médico pediatra?

  1. Reputación. Al inscribir a tus hijos en una escuela, puedes preguntar a otras mamás sus recomendaciones. Las mamás que ya hayan vivido un tiempo por la zona sabrán quién es el doctor más confiable, quién les cae bien y quién es fácil de encontrar cuando lo necesites.
    Si estás en los Estados Unidos, debes asegurarte que el doctor tenga la certificación del Consejo Americano de Pediatras. Debe tener el certificado en un lugar visible del consultorio, y escribir los iniciales F.A.A.P. después de su nombre. También en el sitio "Certification Matters" puedes verificar para ver si tu doctor está certificado.
    En otros países debes buscar a alguien con certificación por una organización reconocida de pediatras, como por ejemplo el Consejo Mexicano de Certificación en Pediatría A. C. (CMCP).
    Si tienes un hijo con necesidades médicas especiales, consulta un directorio de los médicos afiliados con alguna organización reconocida de pediatras, como la AAP (Asociación Americana de Pediatras).
    Cuando sea posible, es bueno tener la opinión de los padres de otros niños quienes son pacientes.

  2. Acceso. Puedes encontrar al pediatra más distinguido, pero no serviría de nada si no puedes llegar pronto a su oficina.
    Acuérdate que los niños no planean sus enfermedades ni accidentes, y es importante tener un acceso fácil al consultorio, porque seguramente habrá veces cuando tengas que llegar con prisa. Es mejor buscar a un doctor con consultorio cerca de tu casa.
    También es importante ver los horarios para la consulta. ¿El doctor está disponible los fines de semana? ¿Qué tan difícil es concertar una cita para el mismo día, por si tu hijo amanezca enfermo?

  3. Trato. Ve a visitar a varios pediatras antes de tomar una decisión. De hecho, llevar a tu hijo a alguien una primera vez no quiere decir que tengas que elegir a este doctor después.
    Es muy importante el trato del doctor con los niños. ¿Logra hacer que tu hijo se sienta relajado? ¿Es profesional y minucioso en examinar a tu hijo? ¿Te cae bien la forma en que interactúa con tu hijo?
    El trato del personal de la oficina médica también es importante. ¿Son amables y respetuosos con las visitas? ¿Contestan tus preguntas de buen modo?

  4. Información.¿Qué tanta información está disponible para los papás de los pacientes? En algunas oficinas médicas tienen la costumbre de dar una hoja de recomendaciones para seguir en casa después del diagnóstico, junto con los datos para volverse a poner en contacto en caso de una emergencia.
    El pediatra debe estar dispuesto a contestar tus preguntas, y a explicar procedimientos médicos que se le apliquen a tu hijo. Es aun mejor si el pediatra se los puede explicar al niño para que empiece a tomar responsabilidad por su propia salud.
    Si no entiendes algo y quieres que se te explique en términos más sencillos, el doctor debe querer y poder hacerlo.
    Tú eres la persona responsable de tomar decisiones sobre la salud de tu hijo, y debes contar con explicaciones satisfactorias para elegir mejor.

  5. Precio.Si tienes un seguro médico, checa antes de empezar para ver que los doctores que veas vengan cubiertos por tu plan. Si no, busca entre los doctores cuyo precio de consulta quepa en tu presupuesto. No tiene caso escoger un pediatra con costos prohibitivos, porque tendrás que acudir a él con frecuencia.
    Si tienes acceso al servicio público, como el Seguro Social en México, no tendrás muchas opciones para escoger. Sin embargo, puedes buscar el horario de los médicos más recomendados para pedir este turno para las citas de tu hijo.
    En una emergencia con niños, la prioridad es poder tener acceso a un buen doctor, sin que se pongan obstáculos por la cuestión del pago. Por eso es importante escoger a alguien que caiga dentro de las posibilidades del presupuesto familiar.

  6. Tus propias creencias sobre la salud. Cada familia y cada lugar tiene sus costumbres para tratar a los enfermos. Si en tu casa confías mucho en los remedios caseros de la abuela, tal vez estarías feliz con un pediatra homeopático.
    Si estás acostumbrado a que el médico en tu lugar de origen recete muchas medicinas, no te caerá bien un doctor que deja que los enfermedades infantiles sigan su curso sin mucha intervención.
    Es muy importante que tú puedas aceptar y seguir las instrucciones del doctor cuando tu hijo está enfermo, y para eso tienes que estar de acuerdo con sus métodos.

  7. La confianza. Este es el ingrediente más importante para encontrar a un pediatra para tu familia. Seguramente esta persona puede estar a tu lado en situaciones difíciles. Necesitas saber que puedes confiar en su diagnóstico y sus indicaciones, para que trabajes en conjunto con él o ella por la salud de tu hijo.
    Busca a un médico que te inspire confianza, para poder platicar con él y preguntarle cualquier duda sin pena. Sobre todo, busca a un médico en quien tu hijo pueda confiar.
     
  8. En General. En cualquier país de Latinoamérica si el niño se enferma en la madrugada, está volando de fiebre y no para de toser, lo más probable es que el pediatra familiar llegue a la puerta de nuestra casa en cuestión de minutos y nos solucione el problema con su experticia y cariño.

    El es parte de la familia y muchas veces ha atendido a más de una generación de nuestra gente, por lo tanto está siempre dispuesto a ayudarnos y conoce muy bien a nuestros hijos. Pero las cosas cambian completamente para los recién llegados que arriban con niños y adolescentes a Estados Unidos, y por lo tanto es importante conocer algunos consejos útiles para elegir un pediatra adecuado que nos ahorre sustos y dolores de cabeza.

    - Elija un pediatra que esté cerca de su domicilio. Aquí las distancias son enormes y mientras más a mano, mejor.

    - Si tiene seguro médico o piensa asociarse a algún servicio de salud allí tendrá una gran variedad de opciones para decidir cuál doctor tendrá a su cargo los controles de sus hijos.

    - Pregunte a las madres de su vecindario. Ellas serán su mejor guía para encontrar un buen médico.

    - El colegio donde inscriba a sus hijos también puede orientarle para encontrar un doctor.

    - Procure que el pediatra hable español, pero también sus enfermeras. Ellas serán las primeras en recibir a su hijo, pesarlo, medirlo, hacerle las preguntas iniciales. El médico entrará a último momento y generalmente está muy apurado.

    - Pida su cita y verifique si el turno que le dan es conveniente, según la necesidad que tenga. Si le dicen que tiene que esperar un mes para ver al pediatra es conveniente buscar otro.

    - Verifique los títulos y credenciales. Revise los antecedentes del médico en su estado. En Florida el Departamento de Salud ofrece un sistema gratuito y accesible para que el público en general pueda obtener información y antecedentes de quién es el médico que le atiende o atenderá. Este sistema permite ver el historial, formación profesional, pertenencia a asociaciones o grupos de estudios, si tiene trabajos publicados, si da clases o cátedras, denuncias en su contra, casos pendientes, tiempo de duración de su licencia, si ha sufrido acciones disciplinarias alguna vez e inclusive su situación financiera: si se ha presentado en bancarrota alguna vez o si tiene deudas sin resolver. También está regulado por la Division of Medical Quality Assurance y allí se puede encontrar información de galenos. Vaya a www.doh.state.fl.us/mqa/Profiling/index.html o llame por teléfono (en inglés) al 1 + 850- 245-4226 .

    En el website fíjese en donde dice “Profile Search System”, haga click allí. En la página que sale se coloca el nombre y apellido del doctor del cual se necesitan datos, aunque dan la opción de buscar también por especialidad o número de licencia en los casos que no se tenga o conozca nombre o apellido del galeno. Una vez que se coloca esta información se aprieta la palabra “search” e inmediatamente sale una lista de todos los médicos que responden a ese nombre con su dirección y número de licencia. Seguidamente se hace click en el nombre elegido y se obtiene un documento completo con todos los datos, vigencia de su licencia y situación legal del doctor o practicante de la salud. De esta manera se puede conocer con anticipación quién cuidará la salud de nuestros pequeños, prevenir problemas graves si el médico no está debidamente habilitado y entregarse con tranquilidad en las manos de profesionales acreditados. También puede concectarse a: http://ww2.doh.state.fl.us/mqaservices/PublicServices.asp donde encontrará un método de búsqueda similar (en inglés).

    - El pediatra nunca lo atenderá fuera de horas de consulta. Si su hijo se enferma durante la noche o en el fin de semana tendrá que acudir a la emergencia del hospital más cercano a su domicilio.

    - El pediatra no hace visitas a domicilio salvo contadas excepciones.

    - Lo más importante es confiar en sus instintos maternales y decidir por el pediatra que sienta más humano y con el mejor trato hacia sus hijos.
  9. Durante el primer año de vida del bebe.  Es recomendable acudir una vez al mes, despues te alejara las citas cada dos meses en promedio y conforme vaya creciendo te las irá alejando.
    En fin el pediatra de tu bebé será tu consjero y guía durante el crecimiento de tu bebé estará al pendiente de cualquier cambio y te mantendrá informada orientándote de como actuar a cada momento en la vida de tu bebé para que se logre el sano crecimiento y desarrollo del mismo.
    espero que pronto encuentres un buen pediatra.
COMPRAR Miley Cyrus Wrecking Ball

COMPRAR Curso YOGA PLAYMATE DEL 2007 SARA JEAN UNDERWOOD

COMPRAR Jane FONDA Prime Time

COMPRAR Pilates for Beginners

COMPRAR Gentle YOGA for EveryBody

COMPRAR reloj Digital Casio G-Shock

AMAZON BUY

 


Thomas Sowell BASIC ECONOMICS
 
Apple SmartPhone iPhone6

Puedes COMPARTIR esta entrada en tus redes sociales: Twitter; Facebook; Google+
Con solo presionar un botón. ¡gracias por compartir!

Regístrese y participe en mi blog como escritor invitado: ¡Anímese sus inquietudes cuentan en este blog! 
 
Sígueme en Twitter

Sígueme en FaceBook 


Lecturas Relacionadas

Como instalar la Antena de DirecTV


¿Cómo enseñar Matemáticas a tus hijos? 

Conozca El Método Estivill para dormir bebés

SALUD ingiriendo la milagrosa LINAZA 

Ideas Gabinetes para tu Cocina 

Belinda nos canta "egoista"

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada